Un senegalés, con antecedentes, agrede a siete policías en Gijón y la Justicia sigue sin expulsarlo de España

El inmigrante africano sigue sin ser expulsado de España

Ver para creer. El inmigrante senegalés Papagore Ndoye, ex militar y con numerosos antecedentes de gravedad, sigue sin ser expulsado de España pese a que recientemente fue detenido por agredir a siete policías en Gijón.

Fue en el barrio de El Llano, en Gijón, donde el senegalés agredió a los policías que acudieron a la llamada de los vecinos, que alertaban de la presencia de este violento inmigrante, que estaba destrozando el mobiliario urbana y se estaba enfrentando a los vecinos con los que se cruzaba.

Publicidad
Publicidad

Rápidamente una patrulla de la Policía Nacional acudió al lugar donde los vecinos alertaron del incidente. Allí los agentes se encontraron a Papagore Ndoye, «alteradísimo». Finalmente se necesitaron a siete policías para reducir a este peligroso inmigrante africano. Uno de los agentes heridos sufrió una fractura de mano.

Publicidad

No es la primera vez que este inmigrante se enfrenta a la policía. Hace cinco años, Papagore Ndoye se enfrentó a seis policías en la calle de Juan Alvargonzález, hiriendo a todos ellos con policontusiones y erosiones de piel. En 2015, también fue arrestado por herir a un agente de la Policía Local en una cafetería.

Pese a su gran historial de antecedentes, la Justicia sigue sin expulsarlo de España. Ndaye cuenta con una orden de expulsión del territorio español, pero la Audiencia Nacional debe resolver el recurso interpuesto por el ciudadano senegalés.