Se hace el tonto: El vicepresidente de Susana Díaz asegura que desconocía las ayudas fraudulentas del Caso ERE

Manuel Jiménez Barrios, vicepresidente de la Junta, ha asegurado este miércoles, durante la declaración del juicio del Caso ERE, desconocer las ayudas fraudulentas.

El vicepresidente de la socialista Susana Díaz, ha hecho estas declaraciones pese a que siendo alcalde de Chiclana de la Frontera (Cádiz), pidió una subvención para una feria de muestras en el año 2003.

Jiménez Barrios, que ha declarado como testigo, a petición de la acusación popular del PP, ha sido sometido a preguntas del caso ERE contra 22 ex altos cargos de la Junta de Andalucía acusados de prevaricación y malversación, llegando a repartirse 850 millones de euros de forma arbitraria y eludiendo cualquier tipo de control.

El vicepresidente de la Junta ha preferido hacerse el tonto, asegurando que «en absoluto conocía» la línea de ayudas de la Consejería de Empleo antes de saltar el caso durante el período en el que fue alcalde y presidente de la FAMP.

El abogado del PP, le mostró una carta del 13 de enero de 2003 firmada por él como alcalde de Chiclana pidiendo una ayuda para una feria de empleo local, pero Jiménez Barrios ha asegurado que se trataba de una «carta tipo».

A su salida, el socialista, ha calificado de «infame» que el Partido Popular le haya citado al tratarse de una «estrategia política».

Gallardo Sainz
Periodista y comunicador. Antes en el mundo del deporte, ahora escribo de actualidad.

Comparte:

Populares

Noticias similares