Publicidad

Se acabó el Gobierno de izquierdas en Valencia: el crecimiento de VOX permitirá que la derecha gobierne

Todo hace indicar que la derecha gobernará en la Comunidad Valenciana.

Publicidad

El Gobierno de izquierdas formado por el tripartito PSOE, Compromís y Unidos Podemos llegará a su fin el próximo 28 de abril.

Pese a que el presidente de la Generalitat, el socialista Ximo Puig, decidió adelantar las elecciones municipales al próximo 28 de abril para evitar una mayor caída de la izquierda, esa decisión no evitará que la derecha recupere el control de la Generalitat.

Publicidad

Según el último barómetro publicado por ‘electomania.es’, las elecciones autonómicas dejarán un escenario claramente favorecedor para el bloque de centro-derecha, formado por Partido Popular, VOX y Ciudadanos.

Publicidad

El barómetro publicado esta semana muestra a un PP liderando el bloque de derechas y por lo tanto, presidiendo el nuevo Gobierno que se dará en las elecciones autonómicas de la Comunidad Valencia.

Publicidad

El Partido Popular lograría el 21,8% de los votos, lo que se traduciría en 22 escaños, mientras que VOX, con el 14,4% de los votos, sería el gran motivo de que la izquierda perdiera el control en la Comunidad Valencia.

El partido presidido por Santiago Abascal, que pasará este fin de semana en Valencia disfrutando de las Fallas, sumaría un total de 15 escaños, superando así a Ciudadanos, que con el 12,2% de los votos se quedaría con 13 escaños.

Publicidad

En el bloque de la izquierda, que dejaría de gobernar, el gran beneficiado sería el PSOE, que con el 25,5% de los votos obtendría un total de 29 escaños, muy por encima de Compromís, que bajaría hasta los 15 escaños con el 15,5% de los votos.

Unidos Podemos confirmaría su hundimiento a nivel nacional. La formación morada solamente obtendría cinco representantes en el Parlamento de Valencia.

Publicidad

Un medio libre que trata la actualidad que otros medios ocultan. Informamos de la cuestión migratoria, de la actualidad política y de ciertos delitos que muchos prefieren silenciar.