Los diez delincuentes más problemáticos de Barcelona: nueve de ellos son inmigrantes

Los Mossos d´Esquadra y la Guardia Urbana están hartos de detener a los mismos delincuentes una y otra vez. Entre los diez que acumulan más detenciones en la ciudad, se encuentran nueve ciudadanos extranjeros. Tan solo desde el inicio de junio, han pasado por comisaría los mismos 20 delincuentes en hasta 180 ocasiones.

Publicidad

El lider del ranking acumula en lo que llevamos de verano un total de catorce detenciones. Se trata de un joven argelino de solo 18 años, que hasta hace unos meses era un mena tutelado por la Generalidad de Cataluña. De esas detenciones, ocho fueron por hurtos y seis por robos con violencia. Este delincuente sigue en la calle a pesar de haber ido a juicio en reiteradas ocasiones, y de que el fiscal ha solicitado la cárcel en numerosos delitos por los que se le ha imputado. 

Publicidad

El segundo en el ranking es marroquí y tiene 28 años. Ha sido detenido este verano en once ocasiones por robos con violencia y tráfico de estupefacientes.

El tercer puesto lo ocupa un argelino de 19 años. Ha sido detelido nueve veces por hurto y una por robo con violencia este verano. El cuarto en la clasificación también es de Argelia y se trata de un mena de 17 años, ha sido detenido seis veces por hurto y cuatro por robo con violencia.

Publicidad

El quinto clasificado es un ciudadano bosnio de 39 años. Consta en su expediente una amplia gama de delitos, entre los que se encuentran dos robos con fuerza, tres robos con fuerza en vehículos, un hurto y cuatro detenciones por tráfico de estupefacientes.

El sexto clasificado es un ciudadano italiano de 37 años, que cuenta con diez detenciones por estafa, hurto y robo con fuerza. Le sigue un cubano de 34 años que ha pasado por comisaría en nueve ocasiones por hurto y en dos más por robo con violencia.

El octavo del ranking es otro marroquí, de tan solo 18 años, y que cuenta con nueve detenciones por robos y estupefacientes. En la novena plaza aparece el único español. Se trata de un varón de 35 años que ha sido arrestado nueve veces por robos con fuerza y robos en vehículos.

El último de este top diez es un argelino de 56 años, que ha sido detenido ocho veces este verano.

La impunidad de todos estos delincuentes es evidente. Los juzgados deben tomar medidas mas severas contra ellos, encerrando en prisión a los españoles y tramitando órdenes de expulsión para los extranjeros.