Italia actúa con contundencia: expulsará a un inmigrante nigeriano tras agreder a dos policías

Italia ordena su expulsión

Italia se ha convertido en uno de los países de la Unión Europea donde la política migratoria es especialmente dura. Desde que llegó Matteo Salvini, el país transalpino ha conseguido poner freno a la llegada de decenas de miles de inmigrantes ilegales y lo ha hecho endureciendo su política migratoria.

Una de esas consecuencias es la facilidad para expulsar de Italia a aquellos inmigrantes ilegales que delincan. El próximo en ser expulsado será un inmigrante nigeriano de 26 años, que vive en la localidad de Brunico.

Publicidad
Publicidad

Este nigeriano, que tenía permiso de residencia hasta noviembre de 2018, se ha convertido en noticia después de provocar un altercado con las autoridades locales. Todo comenzó cuando el revisor del Eurocity 81 le solicitó el billete. En ese momento, el inmigrante se negó, lo que provocó que se llamase a la Policía.

Publicidad

Cuando el tren llegó a la  estación Porta Nuova de Verona, el joven de 26 años trató de huir, siendo detenido por los agentes para trasladarlo a la comisaría de la estación para realizarle los controles habituales. Pero el joven, en vez de relajarse, perdió los nervios. Tras intentar atacar a un empleado de la estación, se enfrentó directamente a los agentes de la Policía italiana. A uno de ellos le fracturó un dedo de la mano izquierda, mientras que al otro le mordió la mano. Tras ser arrestado, será expulsado de Italia, así lo informa el  diario italiano ‘Secolo’.