Todo un ejemplo a seguir: En Francia los políticos que contratan familiares van a la cárcel

En Francia lo tienen claro.

Fue en agosto del año pasado cuando el Parlamento francés aprobó una nueva ley contra el ‘enchufismo’

Con 462 votos a favor, 74 en contra y 65 en abstención, los parlamentarios franceses aprobaron la «Ley de Confianza en la vida pública», una ley con la que Emmanuel Macron quiere poner fin a la posibilidad de que los funcionarios, ministros, diputados y otros cargos públicos, puedan contratar a familiares.

Publicidad
Publicidad

Con la Ley de Confianza en la vida pública, los políticos franceses se arriesgan a ser condenados a tres años de prisión, junto a 45.000 euros de multa e incluso la devolución del sueldo familiar, siempre que hayan enchufado a un familiar en un puesto público.

Sin duda, esta ley francesa es todo un ejemplo a seguir por parte de España, el país de Europa con más políticos de toda la Unión Europea. Diputados, senadores, alcaldes, concejales, miembros de los parlamentos autonómicos y de las diputaciones provinciales… todos ellos suman más de 400.000.

Pedro Sánchez ya ha enchufado a su mujer y a más de 500 amigos

El presidente del Gobierno habría enchufado a «más de 500 personas», así lo aseguró el propio secretario general del Partido Popular, Teodoro García Egea.

«Los españoles van a pagar más en impuestos cuando llenen el depósito de su vehículo. Sin embargo hay manga ancha y no hay ningún tipo de problema a la hora de colocar a más de 500 personas en el aparato paralelo del Estado sin más mérito en algunos casos que ser amigo o pertenecer al circulo próximo de Pedro Sánchez», dijo.

Pero además, su mujer, Begoña Gómez ha sido recientemente contratada por el Instituto Empresa, un trabajo que le proporcionará más de 4.000 euros al mes y que claramente ha conseguido por ser la mujer del presidente del Gobierno.