Angela Merkel pide dejar sin fondos de la Unión Europea a aquellos países que se nieguen a aceptar refugiados e inmigrantes

Merkel sigue defendiendo la inmigración masiva.

Angela Merkel, canciller de Alemania, está decidida a convertir la Unión Europea en el destino de millones de inmigrantes y refugiados.

Merkel, que inició la crisis migratoria aceptando la entrada de más de un millón de refugiados sirios a Alemania, ha propuesto que los países que se nieguen a aceptar refugiados e inmigrantes o simplemente no cumplan con la cuota migratoria, deben quedarse sin los fondos económicos que entrega la Unión Europea.

Publicidad
Publicidad

«Los países de la Unión Europea deben promover unos valores de generosidad. La solidaridad no puede ser de un único sentido. Con la distribución de los fondos estructurales, debemos asegurarnos de que todos los países participan en ayudar a los inmigrantes y refugiados», dice Merkel.

Publicidad

«Ahora más que nunca, necesitamos respuestas por parte de los países de la Unión Europea», sigue.

Por su parte, Günther Öttinger, comisionado de Presupuestos y Derechos Humanos de la UE, ha asegurado en declaraciones al Süddeutsche Zeitung que países como Hungría y Polonia deberían perder todas las ayudas por negarse a acoger refugiados e inmigrantes.

Por su parte, desde la formación alemana AfD han asegurado que se trata de un chantaje puro y duro: «Los países de la Unión Europea no pueden aceptar ser chantajeados. Es una vergüenza que Merkel obligue a los países a acoger inmigrantes».